Willy Huerta, ministro del Interior.

Según el penalista Mario Amoretti, el titular del Interior cometería el delito de encubrimiento para no atrapar a los prófugos Juan Silva y Fray Vásquez.

El ministro del Interior, Willy Huerta, cometería delito de encubrimiento personal si termina destituyendo al coronel Harvey Colchado de la coordinación del equipo especial de la Policía Nacional como se ha venido denunciando en los últimos días. Así lo ha asegurado el abogado penalista y ex decano del Colegio de Abogados de Lima, Mario Amoretti, en entrevista con Radio Exitosa.

“Estamos frente a un claro encubrimiento personal, de eso no hay duda. No hay razón para que se pretenda querer desestabilizar a este grupo policial, de ninguna manera, de allí que es oportuno que se haga la denuncia del caso, la cual lo puede hacer el mismo Ministerio Público, toda vez que está perjudicando el buen trabajo que se está realizando y que ya ha permitido la entrega de Bruno Pacheco”, dijo.

El letrado añadió que se quiere impedir, como sea, la captura del exministro de Transportes y Comunicaciones, Juan Silva Villegas y del sobrino del presidente Fray Vásquez, que significaría la caída inmediata del gobierno del presidente Pedro Castillo.

“Está claro que el objetivo es ese. El encubrimiento personal se configura cuando un funcionario público busca evitar la captura de prófugos de la justicia, cambiando o variando la conformación del grupo especial. Ya el exministro del Interior, Mariano González, advirtió que desde el Ejecutivo se busca interferir en estas investigaciones y esto”, apuntó.

Como se recuerda, el Ministerio del Interior envió un oficio a la fiscal superior Marita Barreto, del Equipo Especial de Fiscales contra la Corrupción del Poder, consideró que el coronel Harvey Colchado, quien lidera el grupo de oficiales de la Policía Nacional que consiguió cercar al ex secretario presidencial, debe ser retirado inmediatamente. Además, de querer desintegrar a su equipo.

Junto a Colchado están los coroneles PNP Walter Lozano Pajuelo (jefe de la División de Inteligencia de la Dirandro), Franco Moreno Panta (actual jefe de la Diviac) y Luis Alberto Silva Collazos (jefe de la División de Búsquedas de la Dirin).

Según el diario El Comercio, en el oficio remitido al Ministerio Público se apunta que para mantener la sostenibilidad del equipo en el tiempo, no solo se requiere de recursos humanos y materiales, sino de â€œuna delimitación clara de sus funciones y competencias”, las cuales deben ajustarse al marco normativo vigente.

La cartera, que dirige Willy Huerta, enfatizó que la conformación del equipo especial de oficiales “debería recaer en aquellos órganos de la Policía Nacional del Perú, cuyas funciones sean compatibles con las tareas y/o acciones que se le encomienden”.

“Sin perjuicio de ello, resulta necesario señalar que, el inciso 4) del artículo IV del Título Preliminar del Código Procesal Penal, establece que el Ministerio Público en el ejercicio de sus funciones debe tener en cuenta la organización administrativa y funcional de la Policía Nacional de conformidad con sus leyes y reglamentos”, subrayó.

El titular de Interior adjuntó un informe legal de la PNP que señala que la coordinación debe recaer en un órgano propio de la PNP especializado en investigación policial como es la División de Investigación de Delitos de Alta Complejidad (Diviac).

“De esta manera, se permitirá la continuidad del Equipo Especial de Apoyo, con sus mismos integrantes, pero sin afectar el mandato constitucional de la PNP y las funciones que por ley tienen la Policía Nacional del Perú y el Ministerio del Interior”, acotó el documento.

MARIANO GONZÁLEZ LO ADVIRTIÓ

La decisión del Ministerio del Interior es una que ya había sido alertada por Mariano González tras haber sido destituido por el presidente Pedro Castillo. En una entrevista con Panamericana Televisión, pidió garantías para los miembros del equipo especial de la Policía Nacional del Perú, grupo creado con la misión de capturar a los prófugos Bruno Pacheco, exsecretario de Palacio de Gobierno; Juan Silva, exministro de Transporte y Comunicaciones; y Fray Vásquez, sobrino del mandatario.

De estos, Pacheco ya se entregó a la justicia al verse cercado. “El trabajo de la policía tiene que ser acompañado del Ministerio Público, tal es así que inmediatamente recibimos, de manera formal, el pedido de la fiscal María Barreto para constituir el equipo especial”, precisó.

“Conforme el equipo con la gente de la Diviac, con la gente de la Dirin, con la gente de Digemid, y la gente de la Dirandro. Policía honestos representados en estos cuatro oficiales: Harvey Colchado, Walter Lozano, Luis Alberto Silva, Franco Moreno. Hay que cuidarlos, tengo temor de las represalias que pueda tomar este Gobierno en contra de ellos”, enfatizó.

Mariano González también vaticinó que su sucesor Willy Huerta buscaría desactivar el equipo especial de la Policía Nacional. “Podría emitir una resolución y dejar sin efecto todo. Lo cual sería catastrófico para la administración de justicia, pero sería una raya más al tigre”, afirmó. Se está cumpliendo.

SIGUE LEYENDO:

×

Hola

Para contactarte con nuestros asesores pulsa el chat de WhatsApp o envía un email  prensa@noticiasskynet.com

× Â¿Cómo puedo ayudarte?